Telas que dan vida a las paredes

Tejidos propios

Decorar es combinar elementos que destaquen, embellezcan y le otorguen dinamismo a los espacios. Su objetivo es hacer más armónica y hermosa la vida.

Las telas para decoración de paredes permiten innovar y transforman la apariencia de cualquier espacio en casa, oficina o establecimiento. Igualmente, esta tendencia se sigue reinventando a medida que pasa el tiempo, con su variedad de técnicas y materiales.

Existen múltiples ventajas a la hora de entelar las paredes dentro de una estancia. Usar tela como revestimiento representa un beneficio porque aísla el hogar de sonidos externos y mejora la acústica, perfecto para alcobas o salas de televisión. Por otro lado, son duraderas, con un buen mantenimiento pueden tener una existencia aproximadamente de veinte años. A diferencia del papel tapiz que se resquebraja, la tela se mantiene intacta.

Tejidos propios

Tapizar las paredes con diversos tejidos es una tendencia rica en diseño y color. Muchas veces no es necesario o económicamente posible reemplazar todos los muebles de un apartamento para darle un toque individual, clásico o moderno. Por eso es en las paredes donde recae la mayor parte de la imagen que quiere proyectar aquel espacio o ambiente. Forrar de tela las paredes es un recurso que se vale del buen gusto, es un plus de elegancia y sofisticación. El color y diseño adecuados, representan un aire nuevo en el ambiente.

El dormitorio es territorio personal de cada uno, refleja quien es esa persona y un buen manejo de los elementos decorativos proyecta en lo que se quiere convertir.

Para un niño, su habitación es su sala de juego, de hacer tarea y el lugar en el que se refugia después del colegio. Un diseño llamativo con texturas y tejidos en las paredes es la respuesta para que se sienta motivado, cómodo y la solución para evitar el roce y el sucio en los muros.

El color es muy importante dentro de la decoración ya que en ocasiones lleva consigo el hallazgo del cambio. Tomando las paredes como un lienzo donde la tela junto a los diversos materiales que la acompañan conviertan la estancia en una obra de arte.

Un tapizado rojo en un dormitorio puede inspirar pasión, deseo o calidez, mientras que el blanco puede inspirar bondad, inocencia y limpieza. Son las paredes adquiriendo el estilo y la personalidad de sus habitantes.

Marcos, paneles, tachuelas de tapicero y molduras son solo algunos materiales que a dúo con la tela hacen brillar la pared y le dan ese toque personal y sofisticado. Sin embargo, en ocasiones, el modelo de forrado puede reflejar distintas etapas de la vida y sensaciones y la decoración debe hacer juego con el uso que se le quiera dar al espacio. Un tapizado mullido provoca una sensación de calidez y comodidad, mientras que una llamativa tela con motivos tropicales, puede incluso, trasladar al individuo a un paraíso de playa.

El tapizado es símbolo de lujo. Hay una infinita gama de diferentes telas que pueden ir desde el modelo más sobrio hasta el más alegre y colorido. Incorporar texturas, muchas veces hace la diferencia entre una estancia común y una fabulosa. Por ejemplo, alternar diversas telas en un solo diseño o elegir una de cuero sintético o real, transformaría el dormitorio o la sala en un lugar completamente diferente.

Si antes el dueño pasaba acaso una hora al día en su sala o comedor, con la renovación de sus muros, no querrá salir de allí. Existen muchas alternativas en el arte de las telas para decoración, es cuestión de ser creativo y tener una imagen o noción del resultado que se quiere alcanzar que para eso aveces lo mejor es tomar alguna imagen como referencia.

Leave a reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>