¿Cómo se utiliza un spray anti violadores?

Se les conoce popularmente por este nombre aunque realmente hablamos de un aerosol elaborado a base del llamado gas pimienta. Se trata de un instrumento de defensa personal realmente eficaz a la hora de sorprender e inmovilizar a un agresor y ganar el tiempo necesario para escapar y pedir ayuda. Así que podremos encontrarlo como “spray de defensa”, “spray de pimienta” o “spray antivioladores”.

Aunque los sprays anti violadores son el “arma” preferida por la mayoría de mujeres que buscan una herramienta que pueda servirles en su autodefensa, estos aerosoles son válidos para repeler cualquier tipo de agresión, desde un intento de robo hasta una amenaza que suponga un peligro real para nuestra integridad. De hecho, este dispositivo es uno de los más utilizados por numerosas empresas de seguridad privada y también por la policía y por unidades especializadas del ejército.

spray defensa

Todos tenemos derecho a velar por nuestra propia seguridad y la idea de llevar un spray pimienta en el bolso, en la guantera del coche o en cualquier otro lugar de rápido acceso es una opción cada vez más común en nuestra sociedad actual. Es importante recalcar que los productos de este tipo siempre han de estar homologados para que actúen de manera eficaz sin causar más daños de los estrictamente necesarios para frenar un ataque.

¿Cómo actúa el spray de gas pimienta?

Estos dispositivos de defensa se basan en los efectos de la capsaicina, principio activo presente en los frutos de la planta de la pimienta (y de la que genera los pimientos picantes, ¡todos sabemos lo que pican!).

El gas pimienta que contienen estos sprays actúa de manera rápida e inmediata, provocando un escozor e inflamación intensa en la zona afectada en poco segundos. Su efecto disuasorio resulta absolutamente eficaz aplicado directamente en la cara del agresor, especialmente en la zona de los ojos. Provoca ceguera temporal (el instinto hace que los ojos se cierren al instante), una intensa picazón y también dificultades respiratorias de carácter transitorio. La reacción normal es que el agresor se lleve las manos a cara y se doble hacia adelante intentado respirar mejor y recuperarse. Los efectos son variables pero tienen una durabilidad de entre 20 – 40 minutos, tiempo suficiente para correr y pedir auxilio. En general, gracias al tiempo de sus efectos, impide al agresor huir, por lo que su arresto por los cuerpos de seguridad es muy probable.

Consejos para utilizar correctamente un spray anti violador

Lo deseable es no tener que utilizarlo nunca pero, llegado el caso, para que funcione y cumpla el objetivo de autoprotección es importante -en la medida de la posible y teniendo en cuenta el momento de estrés que supone- seguir los siguientes consejos:

  • Mantener la calma. Son momentos complicados pero actuar con serenidad y ganar unos segundos para poder coger el spray es importante. Hay que procurar tenerlo a mano, sabiendo exactamente el lugar en el que se encuentra (siempre hay que colocarlo en un compartimento específico del bolso. No hay tiempo para buscar).
  • Distraer al agresor. Un grito, un movimiento brusco… para ganar segundos y acceder al dispositivo.
  • Decisión. Si el peligro es evidente, hay que sacar el spray sin dudar, apuntar a la cara del agresor centrándonos en los ojos y “disparar” sin pensarlo dos veces.
  • Aprovechar los efectos. Es importante no quedarse paralizado/a y actuar con rapidez a la hora de pedir ayuda, avisar a la policía y ponerse a salvo.

Esperemos que nunca tengas que hacer uso del spray de defensa pero, sí se diera el caso, con estos consejos podrás deshacerte de cualquier agresión de froma eficaz y contundente.

Leave a reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>